El CE prepara medidas contra el "ébola" del olivo

Se eliminarán todos los especímenes sanos en un radio de 100 metros alrededor de un foco de infección

30-04-2015
Compártelo...
Xylella fastidiosa
En un intento por atajar la problemática de la Xylella Fastidiosa a la que ya se la conoce en los medios como el “ébola” del olivo, la Comisión Europea ha informado recientemente a los países miembros de la aprobación de una serie de medidas para evitar la propagación de dicha enfermedad. La Xylella es una bacteria fitopatógena originaria del norte de California que ataca sin posibilidad de curación. Dado el potencial económico de sus objetivos (la vid, el melocotón, el olivo…), la atención internacional por su erradicación se ha redoblado en los últimos meses. Se estima que, tan sólo en California, esta enfermedad causa daños en la viticultura por valor de 104 millones de dólares anuales.
 
El comité de la PAFF (Permanente de Vegetales, Alimentos y Piensos) ha aceptado una serie de propuestas emitidas por la Comisión, para reducir el impacto de la bacteria con cada nuevo brote. Entre las medidas adoptadas para su erradicación se encuentra la de eliminar todos los especímenes sanos en un radio de 100 metros alrededor de un foco de infección que haya sido identificado previamente. Del mismo modo, la importación y exportación de plantas susceptibles de contraer la enfermedad en el marco de la Unión Europea estarán sujetas a “estrictas condiciones”.
 
20 kilómetros de cuarentena
 
En la zona más azotada por la bacteria hasta la fecha, la provincia italiana de Lecce situada al sureste de Italia, se han tomado una serie de medidas más radicales. Se mantendrá la norma de los 100 metros pero, paralelamente y como medida de precaución, se analizarán todas las plantas que se encuentren en un radio de 20 kilómetros con respecto a las provincias colindantes de Taranto y Brindisi.
 
La agencia EFE ha recogido el siguiente comunicado emitido por la Comisión, en el que se manifiesta su preocupación por atajar el problema con la mayor brevedad posible: "La falta de tratamientos eficaces para curar las plantas una vez que se infectan, la amplia gama de especies que son proclives, así como la alta probabilidad de dispersión y establecimiento en la UE, hacen de esta bacteria una amenaza muy grave para el sector agrícola".


Comentarios:
 
Para escribir un comentario necesitas estar registrado
Accede con tu cuenta o regístrate.